La realidad del sistema de certificación LEED

Ya se han certificado más de seis mil edificios bajo esta norma, y cerca de veintiún mil más están registrados y en proceso de instrumentación. Es una respuesta al cambio climático.

Los sistemas de certificación de edificios surgen como respuesta urbana al cambio climático. Es bien sabido que los edificios consumen aproximadamente 40 % de la energía eléctrica y generan diversos impactos en el ambiente. Para evaluar el grado de eficiencia en cuanto a la construcción y pautas de operación de los edificios se generan normas que buscan evaluar áreas tales como la implantación y el uso del terreno, el uso del agua, de la energía, de los materiales y la calidad de aire interior.

En Estados Unidos, luego de la formación del United States Green Building Council (USGBC), aparece en 1998 la primera versión de la norma LEED (Leadership in Energy and Environmental Design): Liderazgo en Diseño en Energía y Ambiente. LEED es un programa de certificación de referencia nacionalmente aceptado en Estados Unidos de América para diseño, construcción y operación de edificios de alto nivel de desempeño y favorables al medioambiente (sustentables). Al programa de certificación de edificios LEED se adhieren voluntariamente los propietarios que quieran que sus edificios cumplan con los requisitos planteados por el programa y que, como consecuencia de ello, obtengan los beneficios que se derivan de seguir las prácticas, recomendaciones y guías de diseño establecidas en éste.

Debido a la gran diversidad de edificaciones y formas de construir que la industria ofrece actualmente, el USGBC ha desarrollado diferentes categorías.
Leed new Construction (construcción nueva)

Este sistema de evaluación de edificios está diseñado para guiar la concepción, la planeación, el diseño y la construcción de edificios para que alcancen elevados estándares de desempeño ambiental, eficiencia energética y en el uso del agua y de los recursos materiales empleados en ellos, así como elevados estándares de confort para sus ocupantes. Este sistema está orientado a edificios nuevos, o ya existentes, en los que se pretendan realizar renovaciones mayores que incluyan mejoras, ampliaciones, cambios en sus fachadas, sistemas energéticos, de calentamiento y aire acondicionado, etc. La certificación de un proyecto con base en este sistema se da una sola vez. 

Leed Existing Buildings (edificos existentes)

Ayuda a los propietarios de edificios y al personal que los opera a medir las operaciones, las mejoras y el mantenimiento en una escala consistente, con la meta de maximizar la eficiencia operativa, a la vez que se minimizan los efectos ambientales. La certificación de un edificio con base en este sistema se da una primera vez. Posteriormente, se da a intervalos de por lo menos un tiempo mínimo de un año y máximo cinco años. Se puede renovar, para lograr la renovación de la certificación de un edificio es necesario cumplir con los estándares de operación, medidos durante periodos de tiempo específicos, establecidos en este sistema.

Leed Commercial Interiors (interiores comerciales)

Provee a los diseñadores las herramientas para el diseño de espacios interiores con alto nivel de desempeño que sean sitios saludables y productivos, que presenten menores costos de operación y mantenimiento y un impacto ambiental mínimo. Esta herramienta está dirigida a propietarios y diseñadores que realicen el acondicionamiento (fit-out) de espacios en el interior de edificios sobre los que no se tiene posibilidad de influir en su diseño.

 

Leed Core and Shell (estructura y envolvente)

El sistema de evaluación de edificios está diseñado para proveer a los dueños y diseñadores las herramientas para el diseño de edificios con carácter especulativo, en los cuales sólo se construya inicialmente la cimentación, la estructura, la fachada y hasta el sistema del aire acondicionado central del edificio. Esta herramienta está dirigida a propietarios y diseñadores que construyan edificios en los cuales no ejerzan control directo sobre el acondicionamiento final de los espacios de los usuarios.

Leed Schools (escuelas)

Está específicamente orientado a la concepción, la planeación, el diseño y la construcción de escuelas para que alcancen altos estándares de desempeño, particularmente en lo relativo a la calidad del aire, de la acústica y la iluminación de las aulas.

Leed Retail (Comercio)

Dirigido a la concepción, la planeación, el diseño y la construcción de espacios para el comercio, para que alcancen altos estándares de desempeño ambiental, eficiencia energética y en el uso del agua y de los recursos materiales empleados en ellos, así como elevados estándares de confort para sus ocupantes.

Leed Healthcare (cuidado de la salud)

Permite la concepción, la planeación, el diseño y la construcción con altos niveles de desempeño ambiental, de espacios dedicados al cuidado de la salud, como pueden ser instalaciones para cuidados internos y externos, oficinas médicas, instalaciones de soporte de vida, instalaciones para educación e investigación médica, etc. En este sistema, el énfasis está en la prevención de la contaminación del espacio interior por agentes químicos y de otros tipos, la reducción de las distancias entre las instalaciones de cuidado de la salud y los sitios de estacionamiento, el acceso a áreas verdes naturales, etcétera.

Leed homes (hogares)

Hace factible la concepción, la planeación, el diseño y la construcción de espacios residenciales en los que se logre reducir el consumo de energía, de agua y otros recursos naturales, se generen menos desperdicios y se logre generar espacios saludables y confortables para sus habitantes.

 

Leed neighborhood Developing (desarrollo de comunidades)

Facilita la planeación, el diseño y la construcción de comunidades que sigan un crecimiento ordenado y ambientalmente sustentable.

Los beneficios.

Entre los beneficios económicos potenciales derivados de lograr la certificación LEED de un proyecto podemos mencionar: menores costos en la operación y el mantenimiento de edificios, debido a los ahorros de energía (eléctrica, térmica, etc.) y combustibles (gas, diésel, etc.) logrados al diseñar sistemas de calefacción y aire acondicionado, entre otros. Estos emplean óptimamente la energía, se instalan y echan a andar de acuerdo a protocolos de comisionado que evitan ineficiencias operativas.

De igual manera, se registran menores costos en construcción, debido a que los procedimientos de diseño integral de edificios se orientan a buscar sinergias entre los distintos componentes que permiten ahorrar en materiales y en procedimientos constructivos.

Por otra parte, una certificación hace más rentables los inmuebles, porque al ser una herramienta de transformación del mercado atrae inversionistas, compradores, arrendatarios y hace más atractiva la adquisición o renta del inmueble certificado.

La cantidad de puntos obtenidos determina qué nivel de certificación LEED se le otorga al proyecto.

LEED es la norma con mayor aceptación en el ámbito mundial para el diseño y las operaciones de las edificaciones sustentables. Este sistema clasifica los objetivos de rendimiento de los edificios sustentables en cinco categorías:

  • Sitios sustentables.
  • Eficiencia del agua.
  • Energía y atmósfera. 
  • Materiales y recursos. 
  • Calidad ambiental interior.

Creditos

*Raul Berarducci es Principal in Charge de Bovis Lend Lease.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *